Moretones (contusiones)


Son las manchas negras que aparecen en algunas zonas del cuerpo después de un golpe. Son producidas por la salida de sangre de capilares rotos por el golpe y la hinchazón consiguiente.

El tamaño del moretón indica la intensidad del golpe y cuando son muy grandes y dolorosos puede haber una fractura en el hueso vecino. Si no existe riesgo de fractura el moretón pasará solo en el lapso de una semana.

No necesita ningún tratamiento y los mecanismos normales de reparación del organismo se harán cargo de él. Si le duele dele al niño paracetamol o ibuprofeno, en ningún caso aspirina que puede aumentar el moretón. Si al niño le aparecen moretones en forma no explicada o sin relación con golpes de importancia, puede tener un problema de coagulación, llame a su médico para hacerle estudios de coagulación.

Deja un comentario