Infecciones, Conjuntivitis Purulenta o Bacteriana


Se reconoce por el enrojecimiento de la parte blanca del ojo (conjuntiva ocular) y pared interior del párpado (conjuntiva ocular) acompañada de la presencia de secreción blancoamarillenta espesa (pus) que pega los párpados. Los párpados se hinchan pero no las partes circundantes. Si no existe secreción purulenta la causa, probablemente será viral o alérgica.

¿ Cómo se trata esta enfermedad ?

Se debe lavar los ojos con agua hervida tibia para retirar los restos de pus y luego colocar gotas antibióticas oftálmicas cada 2 a 3 horas (2 en cada ojo) durante el día y ungüento antibiótico en la noche. Tanto para la administración de gotas como de ungüento, deprima el párpado inferior y en la bolsita que se forma deje caer la gota directamente o ungüento (previamente vaciado en su dedo).

Si el niño presenta fiebre y la inflamación se expande a los alrededores del ojo, llame a su médico o lleve a su hijo al Servicio de Urgencia. Haga lo mismo si el dolor de ojos es intenso y el niño refiere dificultad para ver. Si con las medidas anteriores no mejora, llame a su médico o tome una hora con un Oftalmólogo para el tratamiento de su enfermedad.

Deja un comentario